La Maruca – una playa de buen comer en pleno Madrid

Por mucho que se empeñe la canción, en Madrid sí hay playa. ¡Y qué playa! Una que sabe a buen mar y que mezcla en sus olas  los mejores sabores de Santander y de Madrid.

En marcha desde hace ya casi tres años en Madrid, no sabríamos decirte si a fecha de hoy es más popular la playa santanderina que le da nombre o el restaurante ubicado en pleno barrio de Salamanca. Hoy te presentamos uno de nuestros restaurantes favoritos: La Maruca.

Anclado en la Calle Velázquez y fiel al estilo de su padre, El Cañadío de Santander, el restaurante La Maruca es el hermano mediano y más asequible de los tres que Paco Quirós ha abierto en Madrid – el mayor es el Cañadío de la calle Conde Peñalver y la recién llegada, La Bien Aparecida de la calle Jorge Juan. Todos ellos bien merecen una entrada en nuestro blog.

Vamos a centrarnos ahora en La Maruca. Un sitio que bajo nuestro punto de vista, y después de mucho comer, consideramos reúne todos los requisitos que un  restaurante debe cumplir para ser un éxito: buen ambiente, diferentes espacios cuidados y agradables, atención a los clientes, equilibrio entre calidad y precio y, por supuesto, excelente carta y cocina.

¡Vámonos dentro! La Maruca tiene cuatro espacios. Nada más llegar te recibe una pequeña terraza muy agradable también en otoño e invierno que queda protegida en el hueco que da acceso al local. Una vez dentro, en la primera planta, tenemos la barra llena de vidilla -porque, como ya sabemos, en Madrid esto de hacer barra no se nos da nada mal- donde te puedes tomar unas cañas o vino mientras esperas mesa. Detrás de la barra hay varias mesas individuales y para compartir en las que podrás comer o cenar con muy buen ambiente. Si lo prefieres, también puedes tomarte unas copas en la zona de sofás y chimenea que le da un toque muy original al local. Bajando las escaleras, en la planta inferior, nos encontramos un comedor más intimo y tranquilo donde cenar y una sala reservada, perfecta para celebrar tu cumpleaños en familia o una cena en grupo más íntima.

De la carta hemos de comentar que se nos hace la boca agua antes de comenzar a escribir 😉 Es una carta muy equilibrada y muy bien presentada: con un vistazo rápido sabrás con claridad lo que te apetece.

De las “ensaladas y entradas frías” merece especial atención la Ensaladilla rusa “La Maruca” con trozos de anchoas de Santoña y una mayonesa cremosa que se ha dado a conocer rápidamente, convirtiéndose en uno de los must de este local. No se quedan atrás, tampoco, los pimientos asados “a su manera”, un plato sencillo que en la Maruca ejecutan de forma exquisita.

De los “fritos de sartén y entradas calientes”, aquí si es un compromiso recomendar algo porque lo cierto es que está todo buenísimo, empezando por las famosas rabas de Santander y continuando por sus empanadillas caseras de bonito.

Aunque lo cierto es que nos estábamos guardando un as en la manga. Si es tu primera visita al local merecen una mención especial lo espectaculares buñuelos de brandada de bacalao, que se deshacen en la boca y son sencillamente espectaculares.

Continuamos con los huevos rotos, que nunca faltan en un restaurante de Madrid. En La Maruca tienen un toque personal, ya que los preparan con picadillo de chorizo de Potes. También merece la pena probar sus canelones de poularda con una salsa de foie, muy suaves y sabrosos.

De “las carnes y pescados”, todo está rico. Pero si no sabes que pedirte, de los pescados nosotros te recomendamos el pulpo a la plancha con puré de matanza, perfecto para compartir, y el cogote de merluza (que lo ofrecen fuera carta cuando les llega fresco); si lo tienen, no lo dudes, ¡pídelo!. De las carnes, prueba las albóndigas de ternera y el San Jacobo de lomo de Potes con pimiento y patatas, platos sencillos pero muy ricos.

Entre los postres no cabe duda. Uno no puede irse de La Maruca sin probar su tarta de limón: con base de galleta, una crema de limón muy suave con un punto cítrico y un perfecto merengue hacen de esta tarta un postre espectacular. Aunque si te has quedado con hambre, el flan de queso no tiene desperdicio (si has probado ya la tarta de queso del Cañadío sabes de lo que estamos hablando).

La Maruca, en definitiva, es un sitio perfecto para ir a comer o cenar con los amigos o la familia y compartir sus tapas o platos. No te la pierdas, te dejará muy buen sabor de boca. Y como las olas, querrás volver una y otra vez a esta playa de buen comer.

La Maruca:

📍 Dirección: Madrid> Barrio de Salamanca> Calle de Velázquez, 54 (con C/Ayala).
Horario: Todos los días de 11,00 a 02,00.
☎️ Teléfono: 91 781 49 69
💻 Web: http://restaurantelamaruca.com/
💶 Precio Medio: 25-30€/pp.
🍴 Nuestros imprescindibles: Ensaladilla rusa, buñuelos de brandada de bacalao, canelones de poularda con foie, pulpo a la brasa con puré de matanza y cogote de merluza. De postre, no puede faltar la tarta de limón y el flan de queso.

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s